Maternidad

TRIPLE SCREENING

El triple screening también denominado triple test, es una prueba prenatal que se realizan a la embarazada y que sirve para determinar si el futuro bebé presenta algún tipo de alteración  genética. El triple screening se determina por tres componentes de un análisis de sangre materna que son: la alfafetoproteína, el estriol libre (no conjugado) y la gonadotropina coriónica (fracción Beta).

   

Hay que decir que aunque el triple screening es una prueba importante y no invasiva, pero no es determinante y no logra diagnosticar todos los problemas fetales; es necesario muchas veces realizar otros estudios como la medición de la trasluscencia nucal y la observación del hueso nasal fetal entre las 11 y 14 semanas, con el fin de evaluar la mayor o menor posibilidad de riesgo de alteraciones genéticas.
La Gonadotropina coriónica es una de las hormonas sintetizadas en la placenta donde  una alteración de sus niveles podría indicar algún problema cromosómico.
La Alfafetoproteína es una de las proteínas formadas en el hígado del futuro bebé, cuando se detecta en el análisis de sangre que sus niveles son elevados, el riesgo de que el bebé pueda sufrir espina bífida aumenta. En el caso de que los niveles estén por debajo de los valores establecidos, el riesgo de que el bebé sufriera síndrome de Down u otra alteración cromosómica sería mayor. Esta proteína también aumenta cuando se da un caso de embarazo múltiple, con lo que no en todas las ocasiones un nivel elevado indicaría un problema.
Finalmente, el Estriol libre es un metabólito de una hormona sexual femenina denominada estradiol, se encuentra presente en la placenta y en el feto, y una alteración de sus niveles podría indicar una alteración cromosómica como el síndrome de Down. Todos los datos obtenidos del triple screening son valorados teniendo en cuenta los datos de la madre, es decir, la edad, su peso corporal, los antecedentes familiares de alguna enfermedad cromosómica, www.libenn.com.

Cuando estos estudios están alterados es necesario realizar una amniocentesis genética con el fin de confirmar el diagnóstico de alguna anomalía en el patrón genético siendo éste el estudio más confiable para tal efecto; sin embargo es necesario recalcar que se trata de un estudio invasivo que ofrece 1% de posibilidad de mortalidad fetal durante el procedimiento.

 

 

 


[ Inicio ] [ Ginecología ] [ Maternidad ] [ Infertilidad ] [ Uroginecología ] [ Ecografía ] [ Prevención ] [ Cuidados del bebe ]
[ Publicaciones ] [ SEFRA ] [ IBI ] [ Clínica Alemana ] [ Dr. Kushner ] [ Contáctenos ]



Sitio desarrollado por MegaLink• © 2006 • Derechos Reservados