Infertilidad y reproducción

Lo IMPORTANTE en “La fecundación in vitro (FIV)”

Dentro del grupo de soluciones reproductivas para parejas sin hijos se destaca la fecundación in vitro, técnica de reproducción humana utilizada desde 1978 en Inglaterra y de la que nació Louise Brown la primera bebé producto de ésta sofisticada técnica. En la ciudad de La Paz, éste hito se realizó hace 17 años en el Servicio de Fertilidad y Reproducción Asistida (SEFRA) de la Clínica Alemana y desde entonces se han desarrollado cientos de ciclos de fecundación in vitro con una tasa global de embarazos de un 41%; donde las posibilidades varían mucho según la edad de la mujer y otros factores asociados.

 

   

¿En que consiste la técnica?
Como su nombre lo dice “fecundación in vitro” significa que la fecundación se la realiza en un laboratorio, dentro unas placas de vidrio “vitro” donde se fecundan el óvulo y el espermatozoide cual si estuvieran en la trompa de Falopio de la mujer (lugar donde normal y naturalmente ocurre la fecundación).
¿Quiénes son candidatos para una FIV?

Actualmente la FIV, no sólo sirve para pacientes que tienen dañadas las trompas de Falopio, sino para varones que poseen una cantidad anormal o nula de espermatozoides, también se la utiliza para parejas que han utilizado otras técnicas para tener descendencia como: inseminación artificial ó coito programado y no lo han logrado aún, así como para resolver la fertilidad en parejas sin hijos y problemas de endometriosis, alteraciones en la ovulación, edad avanzada (sobre los 37 años), después de un tratamiento de cáncer, adherencias secundarias a múltiples cirugías de la mujer, entre otras.

 

¿Cómo puede prepararse una pareja para el tratamiento? ¿Hay complementos nutricionales que pueden ayudar?

Según estudios científicos actualizados, existen componentes nutricionales que favorecen la fertilidad en las mujeres:

*Los antioxidantes, vitamina E y selenio funcionan reparando el daño oxidativo generado por la edad y el medio ambiente.

*La vitamina B6 y B12 y los minerales como hierro, zinc y magnesio promueven la salud reproductiva.

*El ácido fólico ayuda a prevenir defectos del tubo neural.

 En el caso de los hombres:

* La L-carnitina, un amino ácido que ha demostrado ser fundamental en la formación de esperma saludable.

*Vitamina C, E y selenio, antioxidantes, han probado mejorar la cantidad y calidad
espermática.

*Ácido fólico ha demostrado ayudar a mejorar la calidad espermática.

*Zinc, vitaminas B6 y B12 son nutrientes esenciales en la salud reproductiva masculina ya que, entre otros beneficios, mejora el metabolismo hormonal, la morfología  y la motilidad espermática.

 

¿Cuáles son los 10 pasos a seguir para una FIV?
1.- Evaluación masculina y femenina.
2.- Estimulación ovárica mediante hormonas que permiten  generar  varios folículos y dentro de cada uno de ellos un óvulo.
3.- Seguimiento del crecimiento de los folículos por ecografía transvaginal, hasta que se obtenga la maduración adecuada.
4.- Extracción de óvulos mediante cirugía mínimamente invasiva (aspiración folicular).
5.- Evaluación de los óvulos extraídos y del semen de varón.
6.- Fecundación en el laboratorio y generación de embriones.
7.- Cultivo de embriones en el laboratorio hasta el día 3er ó 5to. (selección que depende de la calidad y embrionaria)
8.- Transferencia de los embriones dentro del útero o matríz de la mujer.
9.- Mejoramiento hormonal del lecho donde se implantará el embrión (endometrio).
10.- A los 15 días después de la transferencia embrionaria, se realiza una prueba de embarazo.
En total se estima entre 14 y 16 días necesarios para lograr un embarazo mediante reproducción asistida.

 

 

 

 

 

 


[ Inicio ] [ Ginecología ] [ Maternidad ] [ Infertilidad ] [ Uroginecología ] [ Ecografía ] [ Prevención ] [ Cuidados del bebe ]
[ Publicaciones ] [ SEFRA ] [ IBI ] [ Clínica Alemana ] [ Dr. Kushner ] [ Contáctenos ]



Sitio desarrollado por MegaLink• © 2006 • Derechos Reservados